impaciencia

La impaciencia, nuestra compañía diaria

La impaciencia es una característica típica de nuestro día a día. Escribimos mensajes, mails, llamamos, etc y queremos una respuesta inmediata. Hemos perdido la paciencia debido a la vorágine de estrés con la que convivimos día a día.

Esta característica típica es una conducta que aprendemos y reforzamos con nuestra forma de pensar y actuar.

 

¿Qué inconvenientes tiene? 

Principalmente la falta de gestión de frustración. Y por otro lado, la ansiedad que a nivel interno genera.

 

Cambio de conceptos

En nuestra sociedad actual, los conceptos de largo plazo o dentro de un tiempo se han vuelto negativos. Se valora de forma muy positiva el resultado pero no el proceso. Se quiere una respuesta o resultado inmediato, independientemente del tiempo empleado para llegar a ese fin.

Y en realidad, nos olvidamos que la calma y la serenidad son indispensables para obtener un buen resultado.

 

 

 

 

 

Compartir con:


No hay comentarios

Envía un comentario